Gay Tabú

¿QUIERES JUGAR CONMIGO? Parte I

0
Please log in or register to do it.

Eleazar, es gran hombre de familia, pero a sus 28 años de edad, el destino se empeño en hacerle pasar un mal momento en su vida..

 

En cierto momento, aquel hombre estaba pasando por una mala racha, pues hacían ya varios días que su esposa lo había abandonado, ya que se había marchado con un hombre cuarentón, el cual le complacía con todos sus caprichos y la solventaba económicamente.

 

Entonces, a raíz de esta gran infidelidad, aquel pobre hombre no le quedo de otra, más que hacerse completamente cargo de su pequeño hijo Mateo, el cual apenas tenía 6 meses de vida.

 

Desde la partida de su esposa, Eleazar tuvo ciertos problemas con el cuidado de su pequeño hijo, pero al cabo de 2 meses, él empezó a recuperar el ritmo de su vida; pues, dejaba a su pequeño niño en casa de sus padres o en una guardería y luego se iba a una escuela privada, donde imparte clases como instructor de artes marciales.

 

Aquel hombre siempre se iba muy contento a su trabajo, pues el cuidado de su pequeño bebé quedaba en buenas manos, en especial el de todos sus seres queridos; pero lo que aquel hombre no sabia, era que su hermano menor “Ismael”, era el que más se había apegado al pequeño Mateo, ya que siempre que lo encontraba en casa, él lo carga para todos lados, pues le encantaba disfrutar de su buena compañía.

 

Cuando Mateo llegó a vivir a la casa de sus abuelos, de primera instancia llamó mucha la atención de todas las personas que ahí vivían, pero sin duda alguna, también llamó la atención de los vecinos, así que en esta ocasión a quien más atrajo el pequeño bebé, fue a un niño de nombre Tomy.

 

Tomy tenia 5 años de edad y gracias a el, aquel joven universitario de 19 años de edad, había encontrado otra manera para satisfacer su necesidad sexual como hombre, pues ante la llegada del pequeño bebé, Tomy se escabullía entre las rejas de su casa e iba de inmediato a jugar con Mateo.

 

Cierto día y haciendo caso omiso a las indicaciones de sus padres, Tomy salió a escondidas de su casa y fue de inmediato a jugar con Mateo, pero esta vez no tuvo suerte, ya que encontró dormido al pequeño niño y sus ánimos se vinieron a bajo, Tomy ya estaba ahí, así qué para no aburrirse, empezó a recorrer la casa imaginando que había sido raptado por una nave intergaláctica.

 

En su juego, Tomy buscaba una salida, así que abrió cautelosamente la puerta de una de las recamaras y entro inmediatamente para defenderse de los alienígenas que lo habían raptado, pero entonces, al darse la media vuelta, aquel niño se llevó una sorpresa.

 

Aquel niño quedo asombrado, pues estaba viendo como aquel joven universitario movía la mano rápidamente sobre su enorme y gruesa verga; así que en ese instante, a Tomy se le erizo completamente toda la piel y sintió una gran necesidad por degustar el sabor de ese enorme pedazo de carne.

 

Sin pensarlo mucho, aquel pequeño niño empezó a desvestirse rápidamente y se quedó completamente desnudo de igual manera como se encontraba Ismael, así que en ese momento y sin temor alguno a la reacción de aquel hombre, Tomy se fue acercando con mucha cautela a un costado de Ismael y ahí se quedó quietecito esperando pacientemente a que aquella mano liberará esa enorme verga.

 

Aquel niño observaba muy atento como Ismael se auto complacía, pero al cabo de unos segundos vio la oportunidad que estaba esperando, ya que aquel hombre libero por un instante su dura verga, pues quería retardar su eyaculación; en ese momento y sin dudarlo un segundo más, aquel pequeño niño sujeto fuertemente con sus dos manitas a ese enorme mástil y rápidamente engullo una buena parte de esa gruesa verga.

 

Con este acto realizado por parte de ese pequeño niño, aquel hombre universitario rápidamente abrió los ojos, pero repentinamente e instantáneamente los volvió a cerrar; pues en ese preciso momento, él sintió un rico calor que envolvía una tercera parte de su verga; así que Ismael no pudo contenerse más ante este hecho que era tan agradable, entonces instantáneamente sintió estremecerse y al mismo tiempo sus enormes bolas se contrajeron.

 

Aquel hombre volvió a abrir los ojos, pero esta vez se quedó viendo sorprendido, como ese pequeño niño le mamaba la verga con gran devoción; así que en ese momento, Ismael inmediatamente se dio cuenta que lo que estaba sucediendo era algo muy malo y que además iba en contra de la moral, estas fueron las razones para que en ese instante, el intentara apartar al niño de su gruesa verga, pero por primera vez su cuerpo no le respondió.

 

Haciendo caso omiso, el cuerpo de Ismael hizo lo contrario a lo que se le estaba ordenado, ya que al intentar apartar al niño de su miembro, sus enormes manos le sujetaron la cabeza y su pelvis se fue empujando hacia arriba, entonces, con este acto realizado involuntariamente, la pequeña garganta de Tomy se fue expandiendo gradualmente y dio paso a más de la mitad de aquella enorme Verga.

 

Ismael: «ooooooooohhhhhhh» ¡que rico se siente! «mmmmmmmmmm»

 

Ese hombre continúo empujando constantemente su pelvis, así que con estos movimientos que hacía, su enorme verga se fue clavando cada vez más dentro de la pequeña boca del niño; continuando con esos movimientos, en pocos minutos Ismael logro traspasar completamente la garganta de Tomy, pues logro corroborarlo instantáneamente, cuando sus labios del menor hicieron contacto directo con su vello púbico recortado.

 

Ismael: «uuuufffff» ¡que rica boquita tienes nene! «aaaaaaaaaahhhhhh»

 

Por varios minutos, aquel hombre estuvo clavando su verga completamente dentro de la pequeña boca del niño, pero en un instante, Tomy se apartó de el sin ningún motivo aparente, pues en ese momento, lo que estaba haciendo ese hombre, no era lo que el pequeño Tomy deseaba, así que sin pensarlo un segundo más, el pequeño niño preguntó.

 

Tomy: ¿quieres jugar conmigo?

 

Ismael: ¡claro que si nene! ¡pero primero déjame terminar dentro de tu boquita!

 

Tomy: ¿tanquecito, quieres jugar conmigo? (preguntando por segunda vez)

 

Ismael: ¡ya te dije que si voy a jugar contigo, pero préstame tu boquita para vaciar mi leche!

 

Tomy: “nooo” ¡digo! ¿Qué si tu tanquecito quiere jugar conmigo? (Algo serio)

 

Aquel hombre no entendía a lo que Tomy se refería, así que cuando termino de proponerle jugar con él por tercera vez, el niño se colocó frente a él en cuatro patas y le ofreció su atractivo traserito, Ismael quedo observando lo que ese pequeño niño le estaba proporcionando, así que por primera vez observo aquellas blancas y redonditas nalguitas, así como también el delicioso premio que se encontraba entre medio de ellas.

 

En ese instante, Ismael por fin comprendido las insinuaciones del pequeño niño, así que en ese momento se le acelero el corazón e inmediatamente sintió un gran calor recorrer por todo su cuerpo; entonces ahora nuevamente y por instinto, su cuerpo lo volvió a desobedecerle, ya que con algo de temor, él se arrodillo detrás del niño y empezó a inspeccionar aquel hermoso traserito que se le estaba ofreciendo.

 

Con el cuerpo sudado y las manos temblorosas, Ismael toco por primera vez las nalguitas de un niño, las cuales las sintió muy suaves, pero al mismo tiempo duritas por su buen tamaño; entonces y sin perder más el tiempo, aquel hombre rápidamente fue hacia su objetivo y al separar aquellas redonditas nalguitas, el se encontró con una gran sorpresa.

 

Aquel culito se veía algo rojizo y un poco hinchado, pero eso no era todo, ya que Ismael quedo sorprendido al notar que de él se le escapaba una buena cantidad de líquido de aspecto lechoso; en ese instante, aquel hombre inmediatamente reconoció el olor característico del semen y entonces así confirmo rápidamente que ese lindo niño no era tan inocente como aparentaba y que a pesar de su corta edad, alguien más le estaba llenando el culito de leche.

 

Con la adrenalina al 100 y el cuerpo sudado, aquel hombre no perdió más el tiempo a la invitación que se le ofrecía, así que cargo al niño y lo acomodo en la posición de perrito, luego Ismael fue en busca de un condón que tenía entre sus cajones, pero para su buena fortuna no encontró ninguno, por lo cual, rápidamente regreso hasta donde estaba su objetivo y se colocó detrás del pequeño niño.

 

Aquel hombre estaba muy excitado y nervioso, así que rápidamente escupió una buena cantidad de saliva en su mano y lubrico muy bien toda su gruesa verga, luego acomodo su pelvis a la altura de las nalguitas del pequeño niño y fue ahí donde dudo unos segundos en poder penetrarlo, ya que en ese momento vio la gran diferencia de tamaños de su órgano sexual.

 

Ismael: ¡oye nene! ¿Tu crees que si pueda entrar mi verga en tu culito?

 

Tomy: “jijijijiji” ¡no se llaman así! “jajajaja»

 

Ismael: ¿Cómo se llaman entonces?

 

Tomy: ¡bueno, mi papi le llama pipa a su pene! “jijiji”

 

Ismael: “oh, entiendo” pero ¿si te la mete en tu culito?

 

Tomy: “si, porque siento como se abre mi tanquecito y después me vacía toda su gasolina calientita»

 

Lo que acababa de escuchar aquel joven, lo motivo para empezar a enterrar la punta de su gruesa verga, la cual, al principio no avanzaba por la resistencia que estaba poniendo ese pequeño niño, pero como todo ser pensante, Ismael fue paciente y muy perseverante.

 

Después de varios minutos y tras varios intentos, aquel pequeño esfínter por fin perdió su resistencia, así que entonces, aquel culito poco a poco fue cediendo el paso de aquel gran pedazo de carne; en ese instante, Ismael no podía creer lo que estaba pasando y la verdad estaba fascinado observando, como la punta de su verga ya estaba completamente dentro de ese pequeño culito.

 

Ismael: ¡oh, diablos! ¡que delicioso se siente esto! “mmmmmm”

 

Aquel joven estaba muy sorprendido por lo que había logrado, pues ante este acto, el pequeño niño en ningún momento presentó alguna queja de dolor, así que colocó nuevamente sus grandes manos en la pequeña cintura de Tomy y continúo con la penetración.

 

Ismael fue empujando suavemente su pelvis hacia adelanté y entonces su gruesa verga se enterró un centímetro más, pero ante este movimiento, el pequeño niño se movió un poco e intento apartarse.

 

Este cambio de actitud fue notado por Ismael, así que volvió a aferrarse a la cintura del niño e intento nuevamente penetrarlo; así que ante este nuevo movimiento, su verga entró un poco más, pero el pequeño niño se quejó de mucho de dolor, pues no resistía la gran molestia que le causaba semejante invasor.

 

Tomy: “aaay” “aaayyy” ¡saca tu pipa, me lastima y me duele mucho! “ay, ay, ayyy”

 

Ismael se sintió frustrado, pues sinceramente estaba muy excitado y tenía tremendas ganas de clavar su verga completamente en ese culito, pero rápidamente pensó, que no debía lastimar al niño, ya que si este se quejaba con sus padres, su futuro inmediatamente estaría completamente arruinado.

 

Ismael: “shhhhh» ¡ya nene, ahorita te la saco, solo aguanta otro ratito más! (acariciándole la cabeza)

 

Aquel hombre no retiro la parte de su verga que teníadentro, si no que sujeto su verga con su mano derecha y entonces comenzó a masturbarse muy rápidamente, de esta manera, ese niño no tan inocente, pronto empezó escuchar como la respiración y jaleos de aquel muchacho empezaron a acelerar.

 

En poco tiempo, Ismael libero su grueso miembro y entonces exclamo un gran gemido de placer, así que en ese instante, el pequeño Tomy sintió como su apretado culito era abierto un poco más por aquella gruesa verga, la cual inmediatamente empezó a palpitar muy fuertemente liberando una gran cantidad de leche.

 

Ismael: “aaaaaaaaaahhhhhh” ¡que rico! “aaaaaaaaaaahhhhhhhhhhhh”

 

Tomy: “ay” “ay” “ayyy” (apretando el culito)

 

Ismael: “shhhhh” ¡ya nene, ya paso! “mmmmmmmmm”

 

Aquel hombre no podía creer lo que acaba de suceder, pero no podía negar que estaba muy feliz por haberse deslechado dentro de ese pequeño culito; pero como siempre en la vida, “todo lo bueno, termina pronto” en ese instante y después de haber disfrutado de tan magnífico acto sexual, Ismael rápidamente recapacito sobre los hechos realizados, así que inmediatamente se puso en acción.

 

Ismael rápidamente tomo de la mano al pequeño niño y rápidamente se escabullo al baño junto con Tomy, así que una vez que estuvieron ahí, abrió la llave de la regadera e inmediatamente empezó eliminar todo rastro de evidencia que lo pudiera comprometer.

 

pero esa día, alguien había regresado temprano del trabajo, así que entro a la casa y sin malicia se dirigió al baño para hacer sus necesidades fisiológicas, así que en instante, la puerta del baño se abrió y el primer hermano de nombre Cristóbal entró sin avisar.

 

Ismael: ¡está ocupado! (casi gritando y tratando de esconderse)

 

Cristóbal: ¡perdón, pero tengo la vejiga llena! “jajajajaja” (entrando a orinar)

 

Ismael: ¡hermano, como siempre tan inoportuno! (nervioso)

 

Cristóbal: ¡ya, ya!¡deja de reclamar mariquita! “jajajaja” (vaciando el gran chorro de orina)

 

Al terminar de orinar, Cristóbal se sacudió la verga y la guardo dentro del pantalón, luego jalo la palanca del retrete y enseguida corrió de un tirón la cortina de la regadera.

 

Ese hombre río a carcajadas, pero rápidamente notó que su hermano menor no estaba solo y que estaba bañándose con su pequeño vecino Tomy, en ese instante y sonriendo aún, Cristóbal solo mencionó lo siguientes “apúrate mariquita, que yo también me voy a duchar” luego cerró la puerta del baño y se marcho sin darle mayor importancia.

 

Ese fue el primer día en que Ismael había descubierto lo que el padre de ese inocente niño le hacía; así que sin ningún remordimiento, aquel hombre universitario seguiría disfrutando de ese niño y todo se lo debía agradecer a su pequeño sobrino Mateo.

 

CONTINUARA…

 

NOTA: El relato no es de mi autoría. Lo comparto porque me gustó. El autor tiene derecho a reclamarlo.

Con mi prima del sur de 17 años
Toñito mío.

Nadie le ha dado "Me Gusta". ¡Sé el primero!